Nos sumamos en esta movida loca y espiritual que es el mundo de la exposición y la constante necesidad de expresarse y mostrar aquello que en la VIDA REAL resultaría demasiado bizarro para los demás. Espero entiendan que sobrevivir en este universo disfuncional que no podemos comprender en lo absoluto nos ha llevado a adoptar esta vida cargada de locura y trastornos que aunque a nuestros ojos todo forma parte de un extenso melodrama, para el resto, puede interpretarse como una extraña fusión entre lo cómico y lo patético.

No es recomendable para gente con prejuicios, y aún menos, para aquellos que ya se reconciliaron con si mismos y pudieron ordenar sus pensamientos.

4 ene. 2011

Cerca de la tierra flotar (By J)

J: "Yo también se jugar con fuego, y conmigo te vas a quemar"
Él: "No me voy a quemar. Vivo en el infierno"
J: "Vas a arder como nunca"

Como me gustaría cumplir esa promesa y no quemarme yo en el intento.


El es aquella droga de la que es tan difícil salir que uno tiene recaídas. Es mi nicotina, mi pala, mi nueva forma de masoquismo personal. 


El dice que yo era su compañera. Aquella en la que se podía sostener poniendo todo el peso de su cuerpo sobre mí sabiendo que aunque fuese duro, me iba a quedar. Y viceversa. 


Yo digo que volver a estar con el es como intentar poner mis manos cerca de las hornallas otra vez, pretendiendo esta vez no quemarme y ganarle al fuego, ganarle al dolor. Como un niño que no aprende y pretende ganarle al diablo.


Entré a su cuarto y sentí su aroma personal y me llené de él. No necesitaba tocarlo para saber que estaba llena de él. Pero volvió a cambiar la escena y ahí estaba él sentado al lado mio diciéndome que era su debilidad y yo intentando no creer esas palabras. 


Era la misma de siempre, pero más fuerte, con más reflejos y más preparada... Pero eso aún no implicaba que pudiera aguantarme las ganas. Eso no significaba que cada vez que el me agarrara desde atrás o me besase el cuello no iba a sentir ganas de soñar.


No pretendo nada de él. Ahora incluso menos que antes. No le exijo nada excepto que me demuestre que me valora. Yo se que no le doy igual, pero al mismo tiempo siento las ganas de convertirme en la única a la que él le regale sus pensamientos de amor. No me interesa si no soy la única en la que piensa o con la que está a la hora de la cama. Pero sí que tenga el deseo de dormir y despertarse con mi cuerpo entre sus brazos. Así se define todo. 


No lo amo. Es muy fácil odiarlo, más difícil olvidarlo. Es irremplazable. Es un vicio. Es la libertad, el dolor y la lujuria que nadie más tiene. Es aquel que me descifra. 


El veneno te pone así: ciego, sordo y con la sangre gris.
Ir y venir, volver atrás no me hace nada bien, nada bien.
Salir a buscar alguna forma de algún amor, en algo que suena bien.
Y no morir de sed.

7 comentarios:

Nicolás Nunca dijo...

Creo que sos G.
no lo sé.
Pero si que me sorprendés.
por lo que pensás,
por lo que querés.

Un abrazo.

espléndidas dijo...

no, soy J

Nicolás Nunca dijo...

J!!!...
Vos
vos
vos...

no sos deste planet.

Se siente.
No se te puede galantear en ninguna,
a vos
solo
se te puede
pedir el mail,
msn
facechot,
luki venga.

No vas a ser real
hasta que encuentre tu mail
en mi bandeja de entrada.

Beso.

Pd: me mata esto " Ya no tengo problemas, tengo carencias" jajajaj
mortal.

cuidaos.

L dijo...

Nicolás te quiere levantar, o por lo menos a alguna de las espléndidas, es más creo que las dos les vendrían bien.

en fin.. creo que no podés sentir odio.
No HAY ODIO CUANDO EXISTE AMOR.
Odiás el hecho de que sean tan hijo de puta, el hecho de que no comprenda que querés cuando le decís que quereés.

Estás buscando un espacio donde sentirte siempre a salvo, pero el no es ese lugar y lo sabés muy bien.

Creo que tenés que identificar ese veneno, porque está el que nos envenena con onda, y el otro que nos deja paralizados un buen rato.

No te lastimes, o lastimate toda hasta darte cuenta que no hay vueltas.

Comparto muchas sensaciones de este texto y me encantó.

éxitos.

Nicolás Nunca dijo...

L: es muy difícil saber quién es quien.
Y aunque en un segundo momento preferí chatear con G,
Hoy;Sin duda alguna:
J es J.

Pero no insistir. Ella llegará si se anima.

La perseverancia no tiene nada que ver con la insistencia.

Gracias por decir la verdad por mí, L.

espléndidas dijo...

acá está J.
Primero que nada, qué onda que todos usan iniciales??
que bolonqui se armó acá..
dejá vos tu msn.. que es esto de que tenga que ir dejando yo el mio?
jjajaa

Nicolás Nunca dijo...

Hola J.
No todos somos solo iniciales.
jajaj
Te dejo mi windsor laiv.
crearedes@gmail.com
Mi inglés es de naufragio, tipo
yo querer hablar J.

un beso.